El Orfanato

18 diciembre 2007 at 10:13 am Deja un comentario

Ayer tuve el placer de asistir al Cine Forum organizado por APD, Eurotalent y la productora Rodar y Rodar, basado en la película “El Orfanato”.

El acto fue presentado por Enrique Sánchez de León, Director General de APD, agradeciendo a la productora de la película, Rodar y Rodar, y a eurotalent como coorganizadores del evento. Ha comentado que se trata de una película de género sin sangre, sin vísceras, sin villanos. Un drama psicológico y/o una peli de fantasmas. Un film que conmueve. Y que APD va a seguir apostando por modelos innovadores como éste.

Tras disfrutar de la proyección de El Orfanato ha tenido lugar un coloquio sobre La empresa como orfanato, que ha dirigido magistralmente Juan Carlos Cubeiro.

En dicho coloquio se han resaltado varias ideas:

“El Orfanato me parece una maravillosa metáfora de las empresas que no funcionan, que causan que el 38% de los profesionales en nuestro país, un total de 7’6 millones de españoles, sufra de trastornos psíquicos (ansiedad, estrés, depresión, burnout).”

“La película empieza con unos niños jugando al “escondite inglés” (Un, dos, tres, toca la pared). Y dejan de jugar. Es la idea de juego, de disfrute, que ha de imperar en el talento. Debido a los cambios del entorno, muchas empresas abandonado el paternalismo (los dueños como “padres”, tomando todas las decisiones): ya no pueden ofrecer seguridad, un empleo para toda la vida. Sin padres, los empleados quedan “huérfanos”. Y la empresa se convierte en eso, en un orfanato.”

“La respuesta de los directivos, desgraciadamente, suele ser seguir tratando a los “subordinados” como niños, relacionándose con ellos casi exclusivamente a través de instrucciones (ordeno y mando), pero sin poder ser sus padres sino sus vigilantes. Entonces estos trabajadores se convierten en lo que ha llamado David Bolchover en su libro Los muertos vivientes. El despido interior, el absentismo emocional. Almas en pena que reaccionan ante lo que se les pide, que no muestran proactividad, iniciativa, colaboración, actitudes netamente humanas. Son personas que sufren de falta de estímulos en su actividad laboral, sobre las que no se practica el reconocimiento, que están pero no están pero no están”.

“Afortunadamente hay una solución a la empresa como orfanato y a los muertos vivientes: el Liderazgo. Organizaciones que son dirigidas profesionalmente, logrando el compromiso de los profesionales a través de dos grandes vías: un proyecto ilusionante, una estrategia clara, compartida por todos, una visión de futuro esperanzadora que involucre a todos los integrantes de la empresa, lo que llamamos dirigir por valores, por misiones; y la credibilidad de los propios directivos, considerados como auténticos líderes de equipos porque generan confianza, porque inspiran y animan a los demás.”

Yo por mi parte aporté mi visión de la gestión del miedo por parte de algunos pseudo líderes. Personas que creen que para conseguir mayor eficacia y trabajo generan en el trabajador una sensación de incertidumbre.

El trabajador responde a ello completando la información que no tiene. Lamentablemente no solemos saber manejar la incertidumbre y esa información que no tenemos la solemos rellenar con nuestros miedos personales. La situación que ellos buscan y que casi siempre consiguen es tener al trabajador o compañero enfrentado a sus miedos, y el resultado que desean es que debido a esos miedos, aumente su capacidad de atención y de trabajo.

Sin embargo en la gran mayoría ocasiones el resultado es otro completamente distinto. El trabajador, ante esos miedos se dispone a buscar “fantasmas” de esa situación y no desempeña en su totalidad sus capacidades.

Ayer comenté una anécdota muy clara y visual. Si un jefe comenta el viernes por la tarde que el lunes a primera hora te quiere en su despacho, lo último que pensamos es que quiere promocionarnos o aumentarnos el sueldo. Esa incertidumbre la llenamos con nuestros miedos, es decir, “me van a despedir o están cabreados por algo”. Y a partir de ahí se comienza la búsqueda de fantasmas “seguro que el informe no estaba bien” o “la culpa la debe tener mi compañero que es un trepa”…

Mi recomendación es que dejemos de ver fantasmas y busquemos hechos tangibles para desterrar esa incertidumbre. Pregúntate cual es la situación real y en caso de que lo necesites, busca opinión externa de un coach que te guíe en ese proceso.

Mi felicitación a APD y a eurotalent por la jornada de ayer.

http://www.rubenturienzo.com

Anuncios

Entry filed under: Otras cosas simples.

La gallina que cruzó la carretera Dirige de cine

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


La grandeza de las cosas simples

Bienvenido y bienvenida a la grandeza de las cosas simples. Una línea de pensamiento basada en el discurso ilusionante, en la utilización de la creatividad y la diversión como método de desarrollo. Utilizando las poderosas herramientas del marketing personal aplicadas al liderazgo social apostaremos por líderes y personas empáticas, frescas, valientes, originales, optimistas y resolutivas capaces de enfrentarse a las normas establecidas, desarrollar sus capacidades y optimizar las de sus equipos.

Entradas recientes

Categorías

Feeds

Cosas simples del mes

diciembre 2007
L M X J V S D
« Nov   Ene »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Mi blog en Technorati


A %d blogueros les gusta esto: