Alfiles rarös

18 mayo 2009 at 12:00 am 3 comentarios

Hay momentos en la vida que me dejan un raro sabor de boca. Es decir, sé que me gusta, sé que me emociona y sé que lo recomiendo a otras personas, pero cuando intento analizarlo en profundidad no reconozco ni qué me emociona, ni qué me gusta, ni por qué se lo recomiendo a los demás, simplemente es algo que creo que debo compartir.

Es famosa en un partido político la frase “al suelo que vienen los míos”, pero ¿acaso no es cierta esa frase en otros aspectos de la vida?

Por ejemplo, las puñaladas entre compañeros y compañeras del trabajo, las zancadillas entre “amigos” para ganar un premio absurdo o incluso las disputas con la pareja en la que parece que si no quedas con la razón absoluta se va a deshacer el mundo. Aunque lo que se comience a deshacer sea la pareja. 

Hay personas que entienden que la consecución del objetivo es lo más importante, personas que se valen de cualquier método, servicio o persona para lograr la meta señalada. La excusa suele ser que “ya sabías donde te metías”, “que si no te gusta lo puedes dejar” o “si lo hago por nuestro bien”, pero esas palabras sólo encierran que la celda sólo la conocía una persona, nos cuesta dejarlo porque nosotros sí hemos decidido apostar y no estamos dispuestos o dispuestas a soltar el lastre fácilmente y el único bien es el suyo, pero se benefician de una realidad supina, un pequeño momento nos compensa.

O eso, o seguimos porque creemos que hacemos lo correcto.

Somos esos pequeños peones que algunos sacrifican a su antojo por un bien mayor.

Yo hace tiempo que decidí ser alfil. Parezco un peón, pero me muevo con mayor frescura, mayor rapidez y lo más importante, mayor libertad. Sigo trabajando por el objetivo común y ahora yo he decidido mis reglas y mis movimientos. Estoy convencido de que puedo ser una pieza prescindible, pero ahora costará más mi sacrificio que siendo un mero peón. Esa es la base de la estrategia personal: Dejar de ser peón y convertirte en alfil. O en caballo, o en Reina… Tú decides.

Ya nadie jugará con tu vida o tus decisiones porque tú sabrás como tomar las riendas, ya nadie volverá a decir “que es por tu bien” porque tú sabes exactamente cual es ese bien. Ya nadie te dirá que “puedes dejarlo cuando quieras” porque sabrán que puedes hacerlo. Ya nadie te ordenará nunca lo que debes haces, decidiréis juntos.

Es cierto que en ocasiones deberás seguir teniendo cuidado con los tuyos, porque por desgracia, siempre habrá personas para las que primen los objetivos y no dudarán en utilizar todo lo que esté en su mano para alcanzarlos.

Yo lo siento, para mí siguen estando por delante están las personas.

Hoy quiero compartir este video contigo. Un video de esos que te dejan un raro sabor de boca, que consigue captar la esencia de lo que explico, pero que tiene una lectura aun mayor… Yo he hecho la mía y espero que tú hagas lo propio tras verlo.

Feliz semana 🙂

Anuncios

Entry filed under: Otras cosas simples.

…Y hasta siempre Guatemala Loser

3 comentarios Add your own

  • 1. rosa  |  18 mayo 2009 en 10:49 am

    Yo soy la Reina. Siempre me encantó. El problema es que todo el mundo va a por ella… Pero si vienen a por mi me convierto en Torre o en Caballo (ambos me encantan), con los dos el mate es divertido ! El Alfil es soso y sólo va a un color, aunque reconozco que en los mates fáciles suelen estar presentes. Pero en ajedrez, como decía Fisher, debe existir el peón con mentalidad de Reina…
    Sin embargo, el Rey para mi es viejo, inamovible y torpe. En muy pocas ocasiones te ayuda y la mayoría de las veces lo colocamos en un rincón, como asustado…
    Soy la Reina porque me gusta moverme, proque no me asusta emprender nuevas tácticas, porque puedo hacer grandes estrategias con un pequeño apoyo, porque es alegre y divertida y porque cuando me eliminan, mis compañeros lo peones suelen luchar porque vuelva a aparecer… y voilà, resucito con nuevas ilusiones para seguir jugando en el tablero de la vida !!!
    Me encanta el ajedrez…. y cuento con todas las fichas, sobre todo si es para saborear los momentos de felicidad que nos brinda la vida !!!

  • 2. Pau  |  18 mayo 2009 en 2:21 pm

    ¿Vale todo para conseguir los objetivos? El uso indiscriminado de recursos (en este caso totalmente excesivo) y el abuso absoluto de poder. Lo hemos visto, lo vemos, pero ¿lo vamos a seguir viendo?

    Lo que sí es innegable es la creatividad del tipo, un gran ingenio para crear. Una pasada de corto, jeje 😉
    un abrazo amigo

  • 3. rubenturienzo  |  18 mayo 2009 en 8:39 pm

    Gracias Rosa, la verdad es que tú ya sabes que puedes ser lo que quieras ser. Pero en efecto te pega ser Reina 🙂

    Gracias Pau, la verdad es que el video es bastante durillo, pero refleja una realidad total. El abuso de poder para los fines (a veces absurdos) de ciertos individuos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


La grandeza de las cosas simples

Bienvenido y bienvenida a la grandeza de las cosas simples. Una línea de pensamiento basada en el discurso ilusionante, en la utilización de la creatividad y la diversión como método de desarrollo. Utilizando las poderosas herramientas del marketing personal aplicadas al liderazgo social apostaremos por líderes y personas empáticas, frescas, valientes, originales, optimistas y resolutivas capaces de enfrentarse a las normas establecidas, desarrollar sus capacidades y optimizar las de sus equipos.

Entradas recientes

Categorías

Feeds

Cosas simples del mes

mayo 2009
L M X J V S D
« Abr   Jun »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Mi blog en Technorati


A %d blogueros les gusta esto: