Sin corazas

19 junio 2009 at 1:07 am 6 comentarios

Se acerca la temporada de verano.

Más tiempo para descubrirnos, para estudiarnos, para reflexionar sobre nuestras actitudes y personalidades. Más tiempo para definir nuestro SER, nuestro ROL, nuestra esencia, nuestras corazas… Más tiempo para crear, desarrollar, pensar, estimular la mente, disfrutar…

Hoy he terminado mis exámenes y ya sólo queda conocer los resultados de tan agotadora actividad. Si bien comenzaba el año lectivo hablando de la cura de humildad que estaba suponiendo, la verdad es que es esfuerzo ha sido tremendo. Pero me siento orgulloso, una concentración que no encontré en su día, hoy me resulta sorprendentemente fácil asimilar conceptos y creo que este camino estará repleto de satisfacciones.

Pero se acerca el verano y es tiempo de pensar en qué queremos y podemos mejorar y en qué nos hemos desviado estos primeros meses del año. 

Seguramente en las próximas semanas descubriré nuevas fórmulas, surgirán nuevas ideas y fabricaré nuevos proyectos que rematarán un año que está siendo rico en desarrollo profesional y personal, alcanzaré los objetivos propuestos y lucharé para ser mejor… Publicaré mi libro con Pau “A toda vela”, seguramente saldrá a la venta el libro sobre estrategia personal, cerraré los proyectos de formación política en Andalucía…

Pero también en los próximos meses intentaré, aprovechando el verano, dejar la coraza en casa y tomar un poco el sol.

Normalmente, todos y todas hemos forjado una gran coraza que nos protege de las personas que quieren dañarnos. Nuestra manera de expresarnos, de dirigirnos a las personas e incluso de actuar vienen favorecidas o lastradas por esa incómoda coraza. Es cierto que yo no soy una persona que precisamente me pese mucho mi coraza, al menos en lo profesional, ya que digo y actúo acorde a mis pensamientos, me dedico a lo que me gusta y lo ejecuto como me gusta, sin restricciones y sin corazas. Pero reconozco que sí poseo un gran handicap que poco a poco rodea mi coraza, y aunque de vez en cuando me sacudo como los perros mojados para eliminarlo, suele volver cada cierto tiempo. Ese handicap es el relacionado con los sentimientos más personales o los conflictos emocionales y procesos que vivo.

Es cierto que suelo ser un tierno, pero me he dado cuenta de algo… No suelo hablar de mí. Cuando alguien establece una relación conmigo, siempre intento esquivar las preguntas y poner el foco en la otra persona, si me preguntan que cómo estoy, contesto “bien” sin realmente pensar si estoy bien o no.

Por si alguien se preocupa, estoy realmente bien hoy y esto no lo escribo como llamada de atención, si no como observación de una actitud propia que seguramente será compartida por otras personas. Me cuesta mucho reconocer mis procesos emocionales negativos y compartirlos con el resto del mundo. ¿Realmente estás en equilibrio entre lo que expones de ti y lo que extraes de los demás? ¿Eres capaz de hablar de tus sentimientos con naturalidad? Yo personalmente creo que no, pero como llega el verano, seguro que tendré tiempo de corregirme un poco y mientras tomo el sol (sin coraza, pero con protector) me desarrollaré e intentaré mejorar esa actitud.

Para comenzar con dicho proceso, comparto una canción que me encanta y que expresa también una forma de ver el mundo de una manera muy personal: “¿Porqué sufrir por el daño pasado? Prefiero guardar un buen recuerdo y querer siempre a aquellas personas que me han querido”

Espero que os guste, feliz fin de semana.

Anuncios

Entry filed under: Otras cosas simples.

A toda vela Dejaré la puerta abierta

6 comentarios Add your own

  • 1. Domingo  |  19 junio 2009 en 10:06 am

    Yo sí que me atrevo a expresar mis sentimientos, tanto positivos como negativos y he descubierto que te sientes mucho mejor. Cuando lo cuentas, cuando te expresas sin ninguna cortapisa te sientes liberado y ves que la gente te entiende y acepta mucho más de lo que te creías al principio.

    En esta sociedad está demasiado fomentado y aceptado el individualismo y creo que no es nada bueno.

    Comparto tus gustos por esta canción.

    Besos y buen fin de semana.

  • 2. rubenturienzo  |  19 junio 2009 en 10:29 am

    Gracias Domingo,

    La verdad es que al fin y al cabo, debemos hacer un esfuerzo por ganarnos ese sentimiento de libertad del que hablas. El individualismo como dices, es una lacra. Parece que sentir está pasado de moda, pero vamos a trabajar para cambiar esa tendencia.

  • 3. Eva Lucas  |  21 junio 2009 en 12:51 am

    Me gusta tu nueva actitud. Sin duda harás felices a más personas.

    Un beso y feliz verano!!

  • 4. rubenturienzo  |  21 junio 2009 en 12:59 am

    Gracias Eva,

    Seguro que la compartiremos 🙂

    Un beso y feliz verano también

  • 5. Trini  |  21 junio 2009 en 9:09 pm

    En mi caso, tengo que trabajar para no mostrar tanto cómo me siento. Me cuesta disimular estados de ánimo y sentimientos, y en las relaciones personales se juega en desventanja cuando nos mostramos transparente, aunque se vive sin el peso de una fria coraza. Creo que llevo cierto retraso, pero me estoy construyendo mi coraza.

  • 6. rubenturienzo  |  21 junio 2009 en 9:20 pm

    Gracias Trini,

    Si me permites un consejo, ahora que estás fabricándote la tuya es cuando debes dejar unas bisagras bien situadas para poder quitártela siempre que lo necesites. Ir a pecho descubierto siempre es realmente muy difícil y arriesgado, pero construirse una coraza eterna es un error que nunca te perdonarás.

    Un beso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


La grandeza de las cosas simples

Bienvenido y bienvenida a la grandeza de las cosas simples. Una línea de pensamiento basada en el discurso ilusionante, en la utilización de la creatividad y la diversión como método de desarrollo. Utilizando las poderosas herramientas del marketing personal aplicadas al liderazgo social apostaremos por líderes y personas empáticas, frescas, valientes, originales, optimistas y resolutivas capaces de enfrentarse a las normas establecidas, desarrollar sus capacidades y optimizar las de sus equipos.

Entradas recientes

Categorías

Feeds

Cosas simples del mes

junio 2009
L M X J V S D
« May   Jul »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930  

Mi blog en Technorati


A %d blogueros les gusta esto: