Surfeando estrategia

8 septiembre 2009 at 12:00 am 5 comentarios

Me encanta el surf y aunque mi técnica no está tan perfeccionada como en el snowboard, este verano intentaré hacer una escapada para aprender un poco más y poder disfrutar encima de las olas. Al fin y al cabo, mi persistencia (o cabezonería) suele dar resultado. Tras el fabuloso viaje a Urdaibai en el que hicimos una parada en Mundaka, paraíso de la ola izquierda, y tras una conversación con mi amigo José Montoya-Hidalgo, he decidido escribir este post. Una entrada que relaciona el mundo del suf y el de la estrategia personal (seguramente alguno de aquí sacaría un libro completo, pero yo de momento lo dejaré en la entrada de hoy miércoles)

Estrategia surf

Cuando miras como cogen olas los surferos con experiencia parece fácil, pero quienes se han atrevido saben que si coger la primera ola requiere práctica y determinación, deslizarse sin complicaciones y sacar provecho de cualquier ola está sólo al alcance de unos pocos.

Primera lección: Todo el mundo puede surfear

Es evidente que si tu estado de forma física está en óptimas condiciones, te resultará más fácil moverte, compensar los pesos, mantener el equilibrio y aguantar una jornada dura en el mar. Pero eso no significa que no todo el mundo pueda conseguirlo, todo es cuestión de saber escoger la ola precisa, conocer nuestras posibilidades, practicar con mucha perseverancia y no venirnos abajo tras los primeros fracasos.

En la estrategia personal ocurre exactamente lo mismo, todo el mundo puede alcanzar lo que realmente se propone, siempre y cuando reconozca sus limitaciones, genere objetivos reales, elija bien su momento, se atreva con fuerza y perseverancia y no dude en intentarlo de nuevo si parece que a la primera no termina de salir correctamente.

Segunda lección: Nadie puede surfear por ti

Si la tabla de surf es una herramienta individual en la que una persona debe saber colocarse y deslizarse, la estrategia personal es exactamente igual. Todo depende de lo que tú hagas por y para ti. Nadie creará tu estrategia y si lo hace… te aseguro que no será todo lo potente que debería ser.

No obstante, al igual que en el surf existen monitores, profesores o sherpas, en la estrategia personal también existen personas que te puedes ayudar a diseñar, potenciar y optimizar todas las acciones que vayas a desarrollar. Sin olvidar nunca que esas personas y profesionales nunca se colocarán sobre tu tabla para llevarte, ese esfuerzo deberás hacerlo tú.

Otro punto distinto es el networking, que sin duda te facilitará tu estrategia personal. Como las charlas con otros surferos te ayuda a posicionarte, modular correctamente los movimientos, te contarán trucos o curiosidades que debes conocer para coger olas, conocer playas o incluso ayudarte a formar grupos de personas dispuestas a compartir un viaje… como en la vida organizacional ¿no?

Tercera lección: Eligiendo la tabla correcta

¿Imaginas tener un número de pie concreto y ponerte unos zapatos dos números más pequeños? Pues eso es lo mismo al elegir tu tabla de surf. Como referencia, una tabla de surf de estas características debe ser entre 20 y 50 cm más alta que la persona que la va a usar, de modo que basta con ponerse al lado para saber si es la tabla adecuada para ti. La tabla es fundamental para poder practicar surf con calidad. Sin tabla no hay estrategia personal.

Tus valores y habilidades son tu tabla de surf. Debes saber exactamente sobre lo que vas a ir subido en la gran ola del mercado para desarrollar tu estrategia personal. Es imprescindible conocerse a si mismo, conocer tus valores fundamentales y tu diferenciación. Conocer tus debilidades y sobre todo, tus fortalezas. Conocer si tu producto flotará o se hundirá, si es permeable y duradero o se irá deshaciendo al poco de meterlo en el agua. Como diría Andrés, esta es la parte fundamental, la parte de la Marca Personal, la parte de elegir con sabiduría la tabla sobre la que nos deslizaremos.

Tras estas tres primeras lecciones, ya estaríamos preparados para meternos en el agua, sin embargo hasta que podamos coger nuestra gran ola y disfrutarla plenamente aun nos queda mucho camino…

(*) Después de todo, quizá no sea tan mala idea escribir sobre esto ¿no?  🙂

Anuncios

Entry filed under: Otras cosas simples.

La soberbia del aprendiz Surfeando estrategia II

5 comentarios Add your own

  • 1. Diana  |  4 febrero 2009 en 12:30 am

    love and waves dude!

  • 2. rubenturienzo  |  4 febrero 2009 en 12:45 am

    Thanks Diana

    God save the surf! …and the surfers 😉

    ox

  • 3. Pau  |  4 febrero 2009 en 4:17 pm

    Y por supuesto, visualizar toda la situación antes de mojarte el traje. Si o lo tienes claro, si no sabes por dónde abordar la ola, si no contemplas la evolución del tiempo, de dónde viene el viento, etc., es probable que el chapuzón sea permanente y la tabla aparezca en Dover (si estás en Mundaka, por ejemplo). A pesar de esto, tampoco te puedes pasar todo el día esperando a tenerlo todo claro, una vez contempladas las principales variables, hay que meterse en el agua, porque si no nos quedaremos en grandes teóricos del surf, pero jamás habremos sentido, ni vivido las sensaciones de coger una ola.
    Sí, hazlo, esto necesita más tela, que me he quedado a medias.

  • 4. rubenturienzo  |  4 febrero 2009 en 5:00 pm

    Gracias Pau,

    Oear el horizonte, observar el clima… me lo apunto para la siguiente entrada del surf. Como bien dices, no podemos quedarnos grandes teóricos y debemos mojernos.

    🙂

  • 5. Surfeando estrategia III « Rubén Turienzo  |  21 abril 2009 en 1:46 pm

    […] las dos entradas anteriores ( I y II), hemos visto […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


La grandeza de las cosas simples

Bienvenido y bienvenida a la grandeza de las cosas simples. Una línea de pensamiento basada en el discurso ilusionante, en la utilización de la creatividad y la diversión como método de desarrollo. Utilizando las poderosas herramientas del marketing personal aplicadas al liderazgo social apostaremos por líderes y personas empáticas, frescas, valientes, originales, optimistas y resolutivas capaces de enfrentarse a las normas establecidas, desarrollar sus capacidades y optimizar las de sus equipos.

Entradas recientes

Categorías

Feeds

Cosas simples del mes

septiembre 2009
L M X J V S D
« Ago   Oct »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

Mi blog en Technorati


A %d blogueros les gusta esto: